Teléfono: 620100000 - Email: info@projusticia.es

Si no encuentra la página que busca pruebe en la sección "web anterior".

 

Vicente Magro: “La abogacía es la mejor herramienta que tiene la víctima para afrontar el maltrato”

 

Este individuo es uno de los mayores feminazis de España.

Y presume de ello.

Es uno de los “expertos” del CGPJ que no duda en falsear datos, ocultar información y negar la evidencia. Es de los que falsea las cifras de hombres asesinados por sus parejas, ocultándolas; de los que niega la existencia de denuncias falsas y las cifra en un 0,001% del total en base a un estudio que avergonzaría al propio Goebbels; es el creador de documentos y protocolos para conculcar derechos y principios jurídicos básicos.

Es uno de los responsables del sufrimiento de miles de personas víctimas de sus mentiras y sus aberrantes sentencias.

Tendrá su Nuremberg y su Spandau.

-o-o-o-o-

Vicente Magro: “La abogacía es la mejor herramienta que tiene la víctima para afrontar el maltrato”

Luis Javier Sanchez

14 febrero, 2017

De la calma de Alicante al bullicio de Madrid. Al magistrado Vicente Magro le apetecía ese cambio tras dieciséis años presidente de la Audiencia Provincial de aquella ciudad levantina, venir a la capital de España y seguir trabajando duro. “Al mismo tiempo realizo diferentes cursos de postgrado en el Centro de Formación del Colegio de Abogados de Madrid y no he dejado de publicar”, señala Magro.

Un cambio que también aborda en su última publicación donde Magro abandona el tratado jurídico riguroso para adelantarse en la novela de ficción, “Te querré siempre para mí”.

Es su primera obra con la violencia de género como telón de fondo desde el maltrato psicológico presentada hace uno días en Alicante. “Al igual que mi tesis doctoral realizada en el 2005 también centrada en esa lacra y sus posibles soluciones, este libro pretende advertir del problema y de cómo una abogada, que defiende a muchas víctimas, puede verse dentro de esta espiral de violencia machista”.

En la citada tesis doctoral de 1200 páginas, realizada en la UNED; proponía muchas soluciones contra este problema con el que lucha la sociedad española con todas sus fuerzas.

“Los juzgados de violencia de la mujer se impulsaron en Alicante como experiencia piloto, una idea de mi compañero ya fallecido Gordiano Casas. Fueron tres juzgados a los que les dimos competencia exclusiva en materia de violencia de género y doméstica”.

En esta misma ciudad se implantaron cursos de reeducación a maltratadores en el 2004 “se trataba de evitar que volvieran a delinquir y al final se introdujo en el artículo 83 de la Ley Orgánica 1/2004, de 28 de diciembre, de Medidas de Protección Integral contra la Violencia de Género.” En la propia Alicante se creó una oficina de coordinación de todo el maltrato, también pionera a nivel provincial en España.

Magro que hará para la primavera otra presentación de su primera novela en Madrid cree necesario una mejor coordinación de todos los estamentos en pro de las víctimas.

¿Qué reflexión puede hacernos del momento por el que pasa en nuestro país la violencia de género?

Se va reduciendo lentamente la cifra de mujeres que mueren a manos de sus parejas desde el 1999. Lo fundamental para frenar esta práctica es una coordinación máxima entre todas las instituciones. Por eso,  lo lógico sería contar con una unidad central que coordine todo, como el modelo que pusimos en marcha en Alicante. Lo ideal sería extenderlo a otras ciudades españolas.

A veces la tardanza en ver un fallo en el sistema genera desprotección a las víctimas. Cualquier fallo del sistema en esta práctica se ve más que en otro tipo delictivo. Si no se vigila el cumplimiento de las órdenes de alejamiento y se permite que el agresor se acerque, la situación se puede concluir en un desenlace trágico.

No podemos fallar al hacer las valoraciones de riesgo de cada víctima. Si una víctima tiene miedo y lo dice, hay que impulsar desde las órdenes de alejamiento y las pulseras para el maltratador. Tenemos que evitar que el maltratador no se acerque y el sistema no falle.

Presentación en Alicante de la novela “Te querré siempre para mí”, a la que acudió la plana mayor de la judicatura de aquella ciudad.

¿Cómo ha influido la crisis económica en situaciones violentas de este tipo?

La crisis de la que ya estamos saliendo ha influido en muchas facetas de nuestra vida. A nivel de maltrato, también. Normalmente, una situación de este tipo genera una expulsión del domicilio familiar. La crisis económica provocó que en muchos casos las víctimas vivieran con sus maltratadores por no tener recursos económicos. Eso hacía que en determinadas situaciones ese maltrato se silenciase.

¿A nivel institucional que se está haciendo?

Se ha creado una Subcomisión entre el Ministerio de Sanidad, el de Justicia y el propio Observatorio del CGPJ contra la violencia de género para analizar el problema. La idea es la crear una mesa de trabajo de cara a realizar una reforma importante de la actual Ley del 2004para resolver todos los problemas detectados en este tema se solucionen.

Sabemos dónde se falla y hay que trabajar en ello. Si un agresor mata a su mujer es lógico que se le quite la patria potestad y no esté con sus hijos que no están en la ley. Se está trabajando mucho para mejorar la protección de las víctimas.

¿Pero, debemos estar preocupados por la expansión de la violencia de género?

Siempre que muere una mujer por violencia de género nos preocupa. Con los datos en la mano esta espiral de violencia se va frenando poco a poco. Ahora hay más apoyo de la sociedad y eso es bueno para que la víctima no se encuentre desprotegida y sola.

Los propios jueces están más formados y disponen de una página online interna para conocer mejor lo que es la violencia de género. España es uno de los países que más ha hecho contra la violencia de género. Fuimos pioneros en las órdenes de protección y en los juzgados especializados de violencia contra la mujer. La situación ha mejorado pero no podemos bajar los brazos en esta lucha contra el maltrato.

Es cierto y la víctima debe ser fuerte para no dar otra segunda oportunidad. En estas relaciones de amor odio hemos visto de todo. Se retiran las denuncias, no se declara y al final el maltratador vuelve a ensañarse con la víctima.

Cuando se ha perdido el respeto, la víctima no puede dar una segunda oportunidad a su verdugo. Tiene que afrontar la situación y como indico en la novela pedir ayuda para salir de este infierno. Tampoco se puede aplicar la mediación en casos de este tipo. Otra cosa es en problemas entre padres e hijos donde puede ser más efectiva.

El título de esta novela es impactante y define parte del contenido de la misma..

Es muy ilustrativo, viene a decir que realmente la quieren para ellos y de por vida. Hay un mensaje negativo en el que el maltratador avisa que no va a dejar a escapar a su víctima porque piensa que es de su propiedad.

La protagonista es una abogada de Derecho de Familia que atiende diversos casos hasta que ella misma cae en una situación similar. Curiosamente, lo que le pasa en su hogar no lo advierte hasta que amistades cercanas se lo comentan. Habitualmente en estas situaciones, tu entorno se da cuenta antes que nadie.

¿Ha llegado ya el momento que los abogados de familia se especialicen en violencia de género como subsección de esta jurisdicción?

Hay muy buenos abogados expertos en violencia contra la mujer pero hay que potenciar esta iniciativa. Deben siempre aconsejar a la mujer agredida que denuncie y que no dé segundas oportunidades porque la situación no cambia por desgracia.

Debería ser una formación obligatoria para muchos abogados y desde los Colegios de Abogados crear una titulación propia respecto al ejercicio dela violencia doméstica y de género. Dicho esto el papel del abogado en la lucha contra la violencia de género es clave y muy positivo. Si contamos con jueces, abogados y fiscales especializados en esta práctica habrá menos fallos en el funcionamiento de los protocolos.

¿Es una buena noticia que ya las víctimas desde el primer momento de su situación cuenten con un abogado que les atienda en las dependencias policiales?

Es una gran noticia sin duda alguna. La abogacía es la mejor herramienta que puede tener la víctima en la lucha contra el maltrato. La víctima se va a sentir más acompañada y sabrá en todo momento qué va a pasar con su denuncia realizada.

Respecto a las denuncias falsas, si existieran ¿Qué opinión tiene de las mismas?

No existen tantas como se dicen. Hace mucho daño a la lucha contra la violencia de género que se hable de estos temas. Se puede llegar a pensar que la situación que viven no es cierta y eso es muy duro. Las que existen están en los datos del CGPJ y su Observatorio que publica cada año.

Con el sistema actual, ¿Una víctima de violencia de género puede rehacer su vida y olvidar de estas experiencias tan trágicas?

Después del maltrato hay salida. Es otro mensaje que hay que dejar claro. La propia Ley Integral del 2004 propicia que las empresas puedan contratar víctimas de violencia de género porque las empresas reciben algunas ayudas. Al mismo tiempo estas personas cuentan con una renta activa de inserción durante un tiempo y casas de acogida donde pueden empezar a rehacer su vida.

Sé que toda ayuda es poca, y es muy importante que no existan recortes en estas partidas de ayudas económicas y laborales a las víctimas. Una víctima para que confíe en el sistema debe tener una ayuda laboral y económica para salir de esa situación de dependencia y maltrato que es su relación de pareja. Ahí el papel de ayuntamientos y CCAA es clave.

En esta novela, usted también refleja esta situación de querer salir de un mundo infernal donde el maltrato tiene atada a la víctima…

Eso es así, en la novela vemos como una profesional preparada se ve inmersa en una situación de maltrato igual que sus clientes. No lo advierte hasta que su entorno más cercano se lo comenta en reiteradas ocasiones. De hecho la figura del maltratador no se ve como tal.

Muchas veces las víctimas, sobre todo si tienen hijos, prefieren capear la situación, antes de dar el paso y denunciar a su agresor. Eso es una equivocación, con ello se protege la unidad familiar y se silencia el maltrato.

 

https://confilegal.com/20170214-vicente-magro-la-abogacia-es-la-mejor-herramienta-que-tiene-la-victima-para-afrontar-el-maltrato/

 

  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Teléfono.: 620100000 - Email: info@projusticia.es

 

 

Un comentario en “Vicente Magro: “La abogacía es la mejor herramienta que tiene la víctima para afrontar el maltrato””

  1. Otro lmeculos del Regimen masonil progre más, PUES NO, la mejor herramienta es la femi-nazi LIVG, que salva a los poderosos, ha vuelto a pasar con Maradona en un hotel de Madrid, no era ni en su casa!!! como así demostró el propio doctor Frankenstein de la LIVG en su dia de denuncia real, LOPEZ AGUILAR mason cara. Los del populacho denunciados en falso les queda EL CALABOZO y un calvario de por vida.

    ESTAMOS COMO EN LA EDAD MEDIA, o peor, los señores hacen y deshacen a su antojo Campechano

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.