mn2012

f 620100000 - info@projusticia.es v

hs

 

Después de los juzgados feminazis la Administración de Hacienda es el órgano del Estado que más conculca los derechos del ciudadano.

Desde la inversión de la carga de la prueba al ser el acusado quien ha de demostrar su inocencia hasta las amenazas y coacciones al acusado y su entorno pasando por los cambios constantes en la legislación que provocan una palmaria inseguridad jurídica.

-o-o-o-

El asesor fiscal de Xabi Alonso: "En Hacienda nos dijeron que si queríamos jugar a la ruleta rusa"

Iván Zaldua, junto a Xabi Alonso, en el banquillo de los acusados de la Audiencia Provincial, el pasado 9 de octubre. J,J, Guillén / EFE

QUICO ALSEDO / PABLO HERRAIZ

Jueves, 28 noviembre 2019

En entrevista exclusiva con EL MUNDO, Ivan Zaldua sostiene, tras su absolución y la de Xabi Alonso de los cinco años de cárcel y cuatro millones de multa que les pedía la Agencia Tributaria, que "la presión es tal" que muchos futbolistas "optan por pactar"

Lo dice en exclusiva a EL MUNDO Ivan Zaldua, el asesor de Xabi Alonso, el único futbolista capaz de mantenerle el pulso a Hacienda hasta los tribunales, e incluso ganárselo: "La presión es tal que entiendo que muchos hayan optado por conformar en lugar de defender su posición".

Y es que la Agencia Tributaria tiene un recurso muy astuto y efectivo para obligar a los deportistas de alto nivel a admitir -lo hayan hecho o no- que han delinquido, y forzarles a pagar.

Una vez abierto el expediente, y con la Justicia acechando, les dicen que, si pagan, no sólo se les desimputa a ellos, sino también a sus asesores fiscales, habitualmente también 'empitonados' junto a ellos. Qué logra Hacienda así: que el asesor en cuestión, con la petición de pena en la chepa, empuje a su cliente a pactar. El futbolista paga la fiesta de todos, se quita de encima titulares y daño reputacional, y aquí paz y después gloria.

Sin embargo, contra viento y marea, después de hacer el inaudito paseíllo ante cámaras y micrófonos para defender su inocencia, y con una condena de cinco años de cárcel pendiendo sobre ambos, Alonso lo dijo meridianamente claro ante el juez, en la Audiencia Provincial de Madrid, el pasado 9 de octubre: "Hice lo que me dijo mi asesor fiscal, porque él me aseguró que todo era legal, que no habría beneficios fiscales, y yo le creía y le sigo creyendo". Y señaló, sentado junto a él en el banquillo, también acusado, a Zaldua (Bilbao, 1976).

Alonso y Zaldua se conocieron en 2004, cuando el Liverpool FC le debía al primero unas cantidades y el segundo, licenciado en Derecho en Deusto y máster en Asesoría Fiscal por el IE, trabajaba en Cuatrecasas. Ambos vascos y los dos con cuajo, congeniaron lo suficiente como para que, cuando Zaldua voló solo y abrió despacho en Madrid y Bilbao, en 2013, el entonces jugador del Real Madrid le confiara todas sus cuentas.

De ahí a una insólita guerra de cuatro años con Hacienda y con la Fiscalía, y ahora a la absolución, tras convertirse Alonso en el único futbolista que no se plegó a las presiones de la Agencia Tributaria, y ganó el pleito. "Nos llegaron a decir que si queríamos jugar a la ruleta rusa de la Justicia", dice, en entrevista exclusiva a EL MUNDO, Zaldúa, un tipo discreto por cuyas manos han pasado las cuentas, entre muchos otros, de Luis Suárez y Jorge Lorenzo.

¿Se ha sentido perseguido por Hacienda a lo largo de este procedimiento?

Más que por Hacienda en general, por determinadas personas con nombres y apellidos. No olvidaré una frase que me dijo uno de los actuarios responsables del expediente, cuando le dije que no íbamos a conformar: "Si queréis jugároslo todo a la ruleta rusa de la Justicia, vosotros mismos...". Pero hay que ser justo y no generalizar: la Agencia Tributaría tiene magníficos profesionales, con los que ha sido un auténtico placer llevar actuaciones inspectoras por su nivel técnico, su buen hacer, su actitud y su responsabilidad.

¿Entiende que se busca un reproche social y un menoscabo reputacional para obligar a los deportistas a pactar?

Cuando estudié Derecho, el Penal era un derecho de mínima intervención. Creo que en los últimos tiempos se ha utilizado con fines que no son propios, con el objetivo de generar una presión mediática y, por tanto, social, que haga que muchos opten por no defender su posición aun teniendo defensa.

¿Cómo le explicaría al lector común por qué su esquema es perfectamente legal?

Porque el esquema se planteó con respeto absoluto de la normativa española y comunitaria y de manera absolutamente transparente. Desde 1997 existe un régimen fiscal específico para deportistas profesionales siempre y cuando se cumplan determinados requisitos. Si dicho régimen se considera que no tiene que aplicarse, el legislador debería suprimirlo igual que hizo con la deducción por adquisición de vivienda en su día. Lo que no puede ser es que tengamos una norma que la Agencia Tributaría pretenda suprimir por la vía de hecho.

¿Cuál ha sido su primer pensamiento al conocer la absolución?

Que no estaba equivocado en que el sistema judicial español, en contra de lo que mucha gente cree, funciona. Tenía una sensación de ser el único o de los pocos que confiaba en que la Justicia es imparcial y no se deja condicionar por presiones mediáticas o sociales. Me ha supuesto una enorme satisfacción confirmar que no estaba equivocado.

¿Cómo les ha afectado personalmente, a usted y a Xabi Alonso, este largo procedimiento?

Desde que la Agencia presentó la denuncia en Fiscalía en verano de 2015 han sido cuatro años durísimos en lo personal y en lo profesional. Al final, uno aparece en los medios acusado de ser un presunto delincuente, y eso es muy duro. Pero hay que confiar en la Justicia y que, si uno cree que tiene razón, tiene que defender su posición hasta el final. Respecto a mi cliente, me remito a lo que él mismo ha declarado durante el proceso.

La Fiscalía de Madrid llegó a notificarles el archivo de la causa en 2016, y pocas horas después lo reabrió por orden desde la Fiscalía General del Estado, para no hacer agravio comparativo con las inspecciones abierta al Barcelona, según publicó EL MUNDO. ¿Cómo vivieron ese cambio de posición?

De ese tema sólo conozco lo que he leído en prensa.

¿Qué opinión le merece que la Agencia Tributaria, al ofrecer un acuerdo al deportista en cuestión, exculpe a los asesores fiscales de los investigados, con el objeto de incentivar a estos para que induzcan a sus clientes a pactar?

Lo cierto es que, al menos en todos los casos del fútbol, la conformidad del futbolista ha supuesto la retirada de la acusación de sus asesores. Si los asesores han animado a sus clientes a pactar para que les retiren la acusación es algo que desconozco, pero...

¿Qué supone esta sentencia para quienes se dedican a la asesoría fiscal, tantas veces observados con sospecha socialmente?

Pues mira, la verdad es que muchos compañeros me han felicitado por haber sido capaz de mantener la entereza y no flaquear. Jurídicamente, todavía no hemos hecho una valoración sobre lo que puede suponer esta sentencia, pero sí creemos que puede suponer un antes y un después.

¿Cree que fiscalmente hay un plus de interés en la Agencia Tributaria cuando se trata de un deportista de alto nivel?

Creo que, en determinados casos, se ha utilizado a personas con cierta trascendencia mediática y social con fines ejemplarizantes para el resto de la sociedad.

 

https://www.elmundo.es/deportes/2019/11/28/5ddeaadafdddff16178b461d.html

 

 

 

servicios

 

SÍGUENOS EN:

Síguenos en Facebook , Twitter , Instagram, Youtube y Gab

cajaTIENDA PROJUSTICIA